Nuestra aportación a la educación infantil

“Ícaro”, Premio Compostela 2014

In ContArte on 16/04/2014 at 10:59

Ícaro_portada-1024x851

Los pasados 10 y 11 de abril tuve la honra de formar parte del jurado del VII Premio Compostela de Álbum ilustrado. Ciertamente fue un placer y una responsabilidad por el prestigio de este galardón que año a año se va consolidando como una convocatoria de referencia para todas aquellas personas que se dedican tanto a la creación como para todas las admiradoras de este formato editorial que cada vez va ganando más adeptos.

A día de hoy el álbum ilustrado ya no sólo se concibe como un producto dirigido al público infantil y juvenil, sino que, por la calidad de las ilustraciones, por la complejidad de las temáticas abordadas, y por la necesidad de simultanear la lectura de texto e imagen, cuenta con auténticos devotos adultos. Con todo, aun con frecuencia se confunde el álbum ilustrado con otros tipos de publicaciones como pueden ser los libros de imágenes o los libros ilustrados, y esto es algo que se fomenta tanto desde las mismas editoriales como desde la crítica porque saben que la etiqueta “álbum” le confiere un valor añadido. El álbum ilustrado es una suerte de comunión entre texto e imagen que nos lleva a pensar en literatura visual y en pintura hablada, sin descartar sus cualidades sinestésicas que pueden aludir a sentidos como el olfato, el gusto o el tacto.

Cuando, en las anteriores ediciones, asistía a los actos de entrega de los premios, siempre se me pasaba por la cabeza el maravilloso que podía ser ver todos los proyectos entregados, lo que no podía contar es que en esta ocasión estaría en esas labores. Inicialmente me costó superar mi visión de maestra de infantil que, por defecto profesional, me llevar a mirar cualquier material pensando en sus posibilidades para las edades con las que suelo trabajar. En este caso, la experiencia del resto del jurado fue toda una lección para mí.

Fueron 255 los trabajos presentados, llegados de 21 países, algo que sin duda es una satisfacción para los convocantes, el ayuntamiento de Santiago de Compostela y la editorial Kalandraka. Y si bien fue trabajoso cribar una docena de seleccionados, más complicado aún fue a llegar a determinar el ganador. Por fortuna el jurado estaba integrado por personas con gran conocimiento, criterio y olfato: Joao Vaz de Carvalho,  ilustrador portugués, Fina Casalderrey, escritora gallega; Manuela Rodríguez por parte de la editorial Kalandraka, Xosé Manuel López-Abella  del Departamento de educación; María Castelao, concejala de Compostela; y yo misma.

De “Ícaro” no puedo añadir nada a lo ya recogido en el acta fruto del consenso de todos los que allí estábamos, prolijamente recogido en la web y blog de Kalandraka. Y de Federico Delicado, autor de “Ícaro”, invitaros a leer la entrevista que le hizo el profesor Ramón Nicolás con motivo del Premio Compostela 2014, publicada en su blog Caderno da crítica.

Es de justicia reconocer que iniciativas como estas honran a una ciudad y a una editorial, ninguna de las dos precisada de más proyección que la de su compromiso con la contemporaneidad.

Xurado3

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: