Semanas de cuatro días lectivos

Siempre decimos que en este blog recogemos aquello sobre lo que nosotros podemos influir y/o decidir. Pero hoy no podemos evitar hacer una reflexión en alto. Leemos en “La Voz de Galicia” que en EE.UU. hay distritos que están reduciendo la semana escolar a cuatro días, con la finalidad de recortar gastos (apertura de centros, transporte, docentes …), al parecer esta medida es muy efectiva para mejorar su déficit presupuestario, de tal modo que va a ser copiada por más estados. Inicialmente se aplicó en aquellas áreas con menos población escolar, eminentemente rurales, de Georgia, Minnesota, Oklahoma, California, Florida o Nueva York.Imaginemos esto en Galicia,¿a quien afectaría?, justo a los más desfavorecidos en cuanto a ofertas culturales y de relación social.

Siempre se dijo que EE.UU. es un país de contrastes y de paradojas, y si no podemos evitar pensar en ello es porque recordamos otras dos informaciones bastante recientes:

1º EE.UU. es uno de los países con un mayor índice de analfabetismo; 1 de cada 25 estadounidenses es funcionalmente analfabeto; el 27% de la población no tiene una capacidad elemental en lectura y en informática. Los estados con mayor tasa de analfabetismo son las zonas rurales de Mississippi, Lousiana, Alabama, Florida y Carolina del Sur.

2º En EE.UU. hay colegios que le pagan un sueldo a los estudiantes por asistir a clase; esta es una medida adoptada para reducir el fracaso y el absentismo, al tiempo que trata de motivar a los jóvenes por el hecho educativo. Iniciativa que se está extendiendo más allá de los lugares donde se experimentó: Chicago, Nueva York o Washington.

Bien sabemos que es un país muy grande, con muchas diferencias territoriales y de gestión educativa; que es un tema demasido complejo para tratarlo de una manera tan superficial y casi visceral; que no podemos cometer el reduccionismo de extrapolarlo a Galicia y pensar que se le reduzcan a jornadas lectivas a los chicos del Caurel o de Fonsagrada, para abaratar costes, al tiempo que se le paga a los de Lugo ciudad por ir a la clase, por poner un ejemplo. En el caso de la minoración, los más perjudicados, los de primaria; en el caso del sueldo se dirige a los de secundaria. ¿Esto tiene sentido?, primero se perjudica y luego se trata de subsanar. ¿Se puede jugar de esta forma con la educación?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s