Nuestra aportación a la educación infantil

Un libro sobre el gallego para el Día del Libro

In ActualizArte on 16/04/2010 at 19:04

 

El pasado sábado se presentó en Bertamiráns el último trabajo del profesor Henrique Monteagudo, un ensayo que lleva por título “As razóns do galego. Apelo á ciudadanía“, publicado por Galaxia. Fue de esas ocasiones en las que lamentamos que las intervenciones no fueran transmitidas por los medios para que pudiesen llegar a un gran número de personas. Tanto la intervención de Víctor F. Freixanes como la del propio Monteagudo fueron memorables. En unos días en los que se están extendiendo los datos sobre la pérdida de gallegohablantes, son de agradecer las visiones optimistas; pero no de un optimismo ingenuo, sinó de aquel que nace de la creencia en el que se está haciendo bien; de aquel optimismo que busca los puntos fuertes de las malas noticias, y sobre todo del optimismo que nace de la razón y de la búsqueda del sentido común. En una tarde de lluvia de palabras, a decir de ellos, que son los dos muy poéticos, trataron de desvincular el conflicto lingüístico de todas esas connotaciones que tratan de endilgarle: la de minoritario, la de sectaria, la política, la de que tiene que decidirse en la educación …, tan sólo trataron de identificar la lengua como una marca de calidad de Galicia y de los gallegos, que nos diferencia de los demás, pero que no nos va a suponer ninguna tara, todo lo contrario, es un valor añadido que nos abre muchas puertas con un mínimo esfuerzo.

Nos gustan los discursos que buscan el acercamiento en las diferencias, nos gusta que las diferencias se debatan y se diriman tras una buena argumentación y nos gusta la gente que trabaja por aquello en el que cree. No podemos caer en el papanatismo y repetir consignas que otros nos transmiten, muchas de las veces con unas intenciones nada claras. Galicia está formada por una sociedad plural y respetuosa, no hay porque contraponer una lengua a la otra, lo que hay es que renovar los discursos en defensa de la lengua, y Henrique Monteagudo apunta con seriedad y rigurosidad cuáles son las claves de estos discursos. Como muradán que es, nos recordó un dicho marinero que viene a decir algo así como que cuando se navega no sólo hay que atender el estado del mar -el inmediato, el presente- sino también que, no hay que perder de vista el cielo, las estrellas -el futuro-, para saber a donde vamos.

Un libro para agasajarnos en el Día del Libro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: